Volvemos con unas galletas con rosas...

25 abril 2014

Mamá y Berta: La vuelta después de unas vacaciones, aunque no sean largas, siempre es dura.  Hemos intentado endulzarla un poco.  Con ese fin, nos hemos puesto manos a la obra y hemos preparado una versión de las "Galletas con rosas" del libro "Las recetas de la felicidad" de Sandra Mangas.  Ya nos atrevimos con el Baumkuchen y como resultó bastante bien, ahora vamos con esta receta. 
 
 
Mamá:  Es una adaptación de las originales, hechas con nuestro toque personal, de principiantes en la cocina.  Pero duraron muy poco, así que seguiremos probando.  Como siempre, la otra peque lideró todo el proceso y dirigió la operación.
 
 
Berta: Necesitamos los siguientes ingredientes:
 
Para las galletas:
   * 300 gramos de harina
   * 125 gramos de azúcar glas
   * 125 gramos de mantequilla fría, cortada en cuadraditos
   * 1 huevo mediano
   * Una pizca de sal
 
Para la decoración:
   * Chocolate, azúcar glas y mantequilla
 
 
 
Mamá y Berta:  Se empieza preparando las galletas.  Se mezclan todo los ingredientes con las manos, hasta obtener una masa homogénea.  Se forma una bola y se divide en dos.  Se estira cada una de las porciones entre dos láminas de papel de hornear con ayuda de un rodillo, hasta dejarlas muy finas, de unos 4 mm de grosor.
 
 
 
Se dejan las láminas de masa en el frigorífico durante un par de horas o en el congelador media hora para facilitar el proceso de cortado.  Se sacan las láminas y se cortan redonditas.  Se colocan las galletas sobre una bandeja y se vuelven a llevar al congelador al menos 15 minutos.  Repetimos con el resto de la masa.
 
 
Se precalienta el horno a 170 grados y se colocan las galletas sobre una bandeja de horno forrada con papel vegetal.  Se hornean unos 10 minutos, hasta que estén ligeramente doradas por los bordes.  Se retiran del horno y se dejan enfriar antes de decorarlas.
 
Para la decoración, se hacen unas hojitas con chocolate, mantequilla y azúcar glas. Las de Sandra son mucho más bonitas, pero nosotras no logramos ese resultado tan espectacular. Las hicimos más caserillas y sencillas.  El sabor buenísimo.  Vistas y no vistas en un momento.
 
 
 
¿Nos tomamos unas con un cafecito o con un zumo? Mmmmm....
 


4 comentarios

  1. ¿Qué no han sido largas las vacaciones? ...yo creo que sí . Ya se echaba de menos la actividad por aquí y habéis vuelto muy dulces con estas galletas estupendas que tienen una pinta que dan ganas de comerlas .No sé si me atrevo a hacerlas , la repostería no es mi fuerte ,sólo sé hacer dos tartas y me da pereza hacerlas.

    http://serendipeandoagusto.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  2. ¡¡Gracias Seoane sobre todo por echarnos de menos!! ¡¡Qué bien!! Nos encanta... Prueba las galletas, salen buenísimas y si no es así, seguro que pasas un buen rato...

    ResponderEliminar
  3. Estais hechas unas reposteras en toda regla! Enhorabuena por vuestra creación! Saludos

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Muchas gracias Mari Paz!! Estaban buenísimas, facilitas y deliciosas...

    ResponderEliminar

Nos encanta que comentes, por favor, no olvides hacerlo...
¡¡Gracias por tus comentarios!!