Pou ha llegado a nuestras vidas

27 marzo 2013

Mamá: Yo no conocía ni había oído hablar de Pou, hasta que un buen día la peque y sus hermanos me dijeron que lo tenía que descargar en mi móvil.  No era una petición, ni un consejo, ni una sugerencia , era sencillamente una orden, porque disponer de este personaje era imprescindible en su vida, todos sus compañeros lo tenían y, claro, no podíamos estar sin él.

Pues bien, descargamos el jueguecito en cuestión.  Al principio era un bebé muy mono, con esos ojitos tan expresivos y con tantas novedades, sus comiditas, sus ropitas, sus pelotitas, sus jueguecitos para hacerle feliz... Hasta ahí todo bien, pero al muñequito en cuestión también hay que darle de comer, lavarlo y limpiarle sus caquitas.  Sin olvidar que va creciendo y se convierte en adulto.

En definitiva, estoy ocupándome otra vez de un bebé, un bebé que te acompaña a todos los sitios, al trabajo, al cine, mientras te tomas un café... porque ¡está en tu móvil! además es tan simpático, que te avisa cuando tiene hambre, cuando tiene sueño, cuando está sucio, cuando se quiere levantar, cuando tiene caquita... Esa bolita es tan, tan mona que yo lo he dado en adopción a mis hijos.


El Pou de Mamá


Berta: El Pou es el único juego que no cansa nunca, porque nunca es igual, ya que dentro del Pou hay muchos juegos a los que jugar. Cuando nos compramos la tablet nos lo descargamos rápidamente, porque mamá estaba cansada de que cogiésemos su móvil para jugar, decía que en cuanto nos lo descargásemos nosotros se lo quitaría, pero no se lo quitó, porque está tan enganchada como nosotros...

De todos los juegos que hay en el Pou, el que más me gusta es el Sky jump (hay que ir saltando de bloque en bloque), me gusta mucho pero en la tablet no juego tanto, porque es más complicado. Así que cuando me apatece jugar al Sky jump le pido el móvil a mamá aunque no siempre me lo deja, porque según ella, le queda poca batería.

Me gusta también el Pou porque hay que darle de comer y echarlo a dormir cuando no tiene energía(aunque lo que más me gusta son los juegos). Yo jugaría horas y horas pero mamá sólo nos deja jugar media hora al día y sólo cuando hemos acabado de estudiar ¡¡por supuesto!!, pero mamá siempre que juega se pasa más de media hora jugando.



El Pou de Berta y sus hermanos

4 comentarios

  1. Así que...este es el famoso Pou...eh? Mamá me entiende...;-)

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente Celia, este es Pou. Gracias por tu visita a nuestro blog.

    ResponderEliminar
  3. Me encanta la idea del blog. Chula chula

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias por tu comentario, nos alegra un montón saber que te ha parecido chulo. ¡¡Te esperamos por aquí!!

    ResponderEliminar

Nos encanta que comentes, por favor, no olvides hacerlo...
¡¡Gracias por tus comentarios!!